0
Publicado el 19/11/2013 por Pablo Folgueira en Discos, Underground

BETWEEN THE LINES – WHITE TULIP

BETWEEN THE LINES es una banda de Hardcore y Metalcore asturiana formada por cinco chavales muy jóvenes, que llevan muy poco tiempo tocando juntos, solo desde finales del año pasado, pero que ya han tenido la oportunidad de dar varios conciertos por la región y de editar su primer EP, “White tulip”, que pasamos a comentar.

Cuando escuchamos el disco, notamos las ganas que estos tíos le han echado a la grabación, currándose unos temas muy personales con los que, además, se nota que están cómodos, como ya he tenido la oportunidad de ver las dos veces que los he visto en directo.

El disco se abre con “Catharsis”, la misma canción con la que abren las actuaciones. Es un tema que desde el principio es potente, con Guille alternando la voz extrema con la voz limpia, de forma que le sirve para demostrar su versatilidad. El ritmo que se marca con la batería es sencillo pero muy efectivo, y además introducen unos cambios de ritmo que hacen que sea un tema muy variado.

Con un ritmo machacón empieza “Serotonin injection”, una canción en la que podemos escuchar unas melodías muy trabajadas en las guitarras, y en la que Guille vuelve a alternar voces, aunque predominan las voces limpias, haciendo que sea una canción fácil de escuchar y cercana a los sonidos alternativos durante su primera parte. No obstante, en su segunda mitad, el tema gana fuerza y agresividad durante unos momentos.

De forma muy tranquila empieza “Don’t think like them”, una canción en la que colabora Manu, de GET IN TRIBAL. Muy pronto el tema gana fuerza y agresividad, con un ritmo muy actual, unas estrofas casi rapeadas y un estribillo que pide ser cantado a gritos en los conciertos. El sonido de las guitarras es muy contundente, y los coros, aunque pueden parecer muy simples, encajan muy bien en la canción.

La siguiente canción es una sorprendente versión de “Gimme! Gimme! Gimme!”, de ABBA, cantada a dos voces, que resulta muy divertida y que en los conciertos funciona muy bien. Con esta canción BETWEEN THE LINES dejan claras dos cosas: por un lado, que se atreven con cualquier cosa, y por otro lado, que lo que quieren es pasarlo bien y dar caña. Los cambios de ritmo durante la segunda mitad del tema son continuos, de forma que queda un tema muy variado.

Llegamos ahora a “Hysteresis”, el tema más largo del EP, con más de diez minutos, y el único que no tocan en directo (o por lo menos no lo hicieron las veces que los vi). Es una canción que empieza con una melodía sencilla y tranquila de la guitarra, que suena sobre un ritmo contundente de la batería, para dar paso a unas estrofas cantadas con mucha suavidad, que se alternan con otras cantadas con más agresividad. Es una canción que, pese a su duración, es fácil de escuchar, precisamente por la alternancia de partes más contundentes con otras más tranquilas, lo que hace que sea un tema variado que no se hace demasiado largo.

El EP termina con “Ignition”, una canción que desde el principio es muy cañera, con unas guitarras que buscan llamar nuestra atención, y con Guille cantando con mucha agresividad. Es un tema furioso que no da ni un momento de tranquilidad, y en el que los cambios de ritmo son casi tan expresivos como la propia letra.

Con “White tulip”, BETWEEN THE LINES han dado un primer paso. Todavía tienen que trabajar mucho, especialmente en los conciertos, pero está claro que, si mantienen las ganas y la ilusión, pueden llegar lejos. Están en el buen camino.

BETWEEN THE LINES son:

Guille: Voz.
Christian: Guitarra.
Miki: Guitarra.
Rafa: Bajo y coros.
Drest: Batería.

Tracklist:

1- Catharsis.
2- Serotonin injection.
3- Don’t think like them.
4- Gimme! Gimme! Gimme! (versión de ABBA).
5- Hysteresis.
6- Ignition.

Discográfica: Stampcore Records.

Puntuación: 7/10.

Autor: Pablo Folgueira.


Enlace Relacionado: Página en Facebook