0
Publicado el 15/06/2018 por ivan allué

ENTREVISTA A LOS APUÑÁLALES

“Una canción es un arma muy poderosa, tanto que, hoy por hoy, encarcelan y condenan a músicos por sus letras, tal como hace 40 años atrás”

Cerca de Montjuïc, en el barrio del Poble Sec de Barcelona, germina el Psycho Western de la mano de LOS APUÑÁLALES, banda creada a mediados de esta década. Liderados por Esteban Matuke, tienen de momento un EP en el mercado. José Luis Pérez Redondo nos presenta esta apuesta original, un estilo de música sorprendente, de las pocas bandas que hay así en España… Para ello habla con el propio Esteban Matuke (Voz) y con Max (Guitarra).

¿Nos podríais contar un poco cómo ha sido el camino desde que se creó la banda hasta estos momentos?

Esteban Matuke: Bueno, la historia empezó así, en el 2015, en una fiesta mayor de nuestro barrio (Poble Sec). Faltaba una banda para cerrar el cartel y me preguntaron si conocía a una banda cañera, dije no, pero llamé a unos colegas y en un mes teníamos la banda sonando. Las pretensiones no eran muchas cuando empezamos,
solo queríamos cantar canciones de la vida del barrio y tocar como mucho una vez por año en las fiestas del barrio. Pero el público no nos ha dejado seguir ese objetivo: desde el 2015 seguimos tocando.

Os quería preguntar por el nombre de la banda. ¿Cómo surge?

Max: La idea del concepto de la banda lo tuvo Esteban Matuke, y el nombre lo puse yo por un juego de palabras, haciendo referencia a una película de culto. Resultaba divertido y adecuado para el concepto de la banda.

Nos dejáis con la miel en los labios… ¿Por qué un E.P.?

Max: Lo que ocurrió fue que, en el primer concierto que hicimos, nos vino un productor amigo que nos ofreció grabar, directamente, la semana siguiente. El material que grabamos fue una selección de las canciones que teníamos en ese momento. Para nosotros fue una experiencia  genial poder hacerlo y el resultado  nos ha dejado muy contentos.

¿Qué tal la respuesta del público y de la crítica?

Max: La respuesta del público fue genial desde el minuto uno. Sobre todo, creemos, por lo friki del show. Ver a cuatro tíos vestidos de Cowboys en el escenario, desparramando energía brutal, suponemos que debió impactar a la gente. Por eso el público nos han recibido muy bien, además se sienten muy identificados por las letras, que hablan en su mayoría de las vidas de los vecinos del barrio. Héroes anónimos que son nuestra fuente de inspiración. Es muy difícil dejar plasmado en un primer EP la energía y la onda de la banda en vivo, pero estamos felices de mantener el proyecto y de, sobre todo, recibir buenas críticas por lo honesto y friki de nuestra banda.

Con solo cinco temas propios, supongo que en el setlist en directo tocareis alguna cover o canciones de otros proyectos, aunque yo personalmente me decantaría por ‘versiones’ en lugar de recurrir al pasado. ¿Cómo confeccionáis vuestra puesta en escena?

Max: Al momento de  partir la banda teníamos la mitad de repertorio propio, y tuvimos que tirar de covers para cerrar un setlist que resumiera el sonido rock que queríamos proyectar. Eso sí, escogimos covers bastante extraños, como por ejemplo “Demolición” del grupo peruano pionero del punk “Los Saicos”,  o por ejemplo  el tema “válgame la Macarena” de los Cheyenes, banda mítica de rock del Poble Sec, que tuvimos la oportunidad de que nos cedieran su canción. Es decir, nunca nos definimos como una banda de covers, pero, si había que tocar alguno, tocamos temas emblemáticos de bandas no tan populares, o más underground, lo cual nos hace  sentir coherentes con nuestro amor a las películas de Spaguetti western (genero B del western). De hecho esa es la inspiración estética que tenemos sobre el escenario, nos queremos ver como una banda de forajidos sacados directamente de una película de  Sergio Leone.

Os definís como Psycho Western, pero a mí la canción “Resiste” me transporta a los DEPECHE MODE de principios de los 90, incluso llegaría a nombrar a MARILYN MANSON de la misma década. ¿Estoy en lo cierto?

Max: El concepto Psycho Western es nuestra manera de llamar al estilo de nuestro Show, eso incluye música vestuario composiciones etc. El sonido del EP puede que tenga alguna reminiscencia de los 90, para nosotros el rock ha perdurado en su forma a través del tiempo comprobando que  los viejos riff de guitarra de los 70’s aún siguen surtiendo efecto y nos encanta.

¿Cómo definiríais vosotros vuestro sonido?

Max: Mezclamos los géneros garage, psychedelic, surf, punk, hard rock y a todo eso lo definimos “Psycho Western”.

¿Me podríais explicar cómo soléis hacer las canciones y de qué forma acometéis el proceso compositivo?

Esteban Matuke: en un principio compuse y traje algunas canciones, viejas pero que entraban en el concepto. Otras las compusimos entre Max y yo, pero ahora con los nuevos fichajes de la banda (Batería, Alexandre y Bajo, Adrián) tenemos la esperanza de componer y arreglar en conjunto los temas, aun así ya disponemos de una larga lista de canciones.

Supongo que estáis trabajando en un álbum de larga duración, ¿qué nos podéis adelantar sobre este? ¿Tiene ya título? ¿Tiene fecha de salida? ¿Por qué derroteros va a tirar? Explicadnos algo que sea realmente exclusivo para nuestros lectores, por favor.

Esteban Matuke: Estamos planificando el futuro trabajo, acabamos de formar la nueva banda con los nuevos integrantes y esperamos encontrar un sonido que refleje lo que ya somos un banda. Ahora mismo estamos definiendo el material a grabar, esperamos entregar más noticias en el futuro. No podemos adelantar el nombre del nuevo trabajo, pero sí podemos decir que viene en la misma línea pero con renovado sonido.

Tenéis colgado en Youtube un videoclip. ¿Nos podríais contar algo sobre de él? ¿Podríais decidnos cómo está funcionando?

Esteban Matuke: El videoclip fue la primera experiencia de la banda con el director Miguel Ángel Caro, un cineasta con mucha experiencia. La gran parte del videoclip fue grabada en el local de la asociación de lucha libre mexicana Riot Wrestling. El videoclip cuenta la historia de una chica que resiste contra el abuso inmobiliario, el turismo excesivo, el crimen, y las normas conservadores de la sociedad. Ella representa el espíritu del barrio y la lucha social que cada día se libra en Poble Sec, y que se repite en muchos otros barrios en las ciudades. En el rodaje incluimos muchos amigos y colegas del barrio como figurantes. Fue muy intenso grabarlo, pero nos divertimos mucho. En este momento está rodando por las redes y la verdad es que nos ha ayudado mucho a encontrar conciertos y tener visualización del proyecto, por eso estamos muy agradecidos a Miguel Ángel Caro y a su tremendo equipo.

¿Qué te parece la escena Rock que hay en Barcelona?

Esteban Matuke: Para nosotros la escena rock de Barcelona está luchando por sobrevivir. Aparte de las pocas salas emblemáticas como Rock Sound o Monasterio, no hay muchos lugares o salas adecuadas. Tampoco  hay mucha cultura de Rock en Barcelona, las leyes que limitan la música en directo no ayudan a que se expanda la escena del rock. Para nosotros la ciudad está inundada por la electrónica y es muy complicado dar  tribuna a un género como el Rock. Nos entusiasma la idea de tocar en otros lugares de España o Europa, para poder llevar nuestro proyecto más allá de las fronteras de Barcelona.

¿Creéis que aún se puede luchar con una canción frente a un sistema social cada vez más deshumanizado?

Esteban Matuke: Supongo que si se lo hubieran preguntado eso a todos los que escribieron una canción con esa pretensión, seguro hubieran respondido que sí. Nosotros creemos en el poder de la canción y el mensaje, siempre como humanos estamos en la búsqueda de un himno que nos represente, o por lo menos un pensamiento. Una canción es un arma muy poderosa, tanto que, hoy por hoy, encarcelan y condenan a músicos por sus letras, tal como hace 40 años atrás. Por eso nos parece que sí, que se puede cambiar el mundo, la música tiene un poder grandísimo en la gente y eso los que ostentan el poder lo han sabido desde siempre, pero  nosotros  también.

Supongo que tendréis claro que el idioma anglosajón os abriría muchas más puertas.

Esteban Matuke: Para ser sincero, yo que soy el que canto y compongo, me gusta hacerlo en mi idioma materno, que es el español, lo conozco y lo puedo cantar con orgullo y sobre todo mostrando mi acento chileno. Cuando escucho bandas de rock, donde el cantante no es nativo, a mí particularmente me suena un poco raro. He hablado con muchos amigos  ingleses y norteamericanos y me dicen que no entienden el inglés que viene de España, creo que es mucho más honesto cantar en mi idioma. Además, en el mundo hay 560 millones de hispano parlantes, un mercado bastante grande si lo piensas.

Ahora con Internet hay mucha música al alcance de la mano, y muchos grupos que hace tiempo apenas habrían llegado a nada ahora pueden poner sus canciones a disposición de todo el mundo. ¿Creéis que hay una saturación de propuestas?

Esteban Matuke: Esta claro que hay una oferta muchísimo mayor que en otras épocas. Ahora también creemos que las nuevas generaciones están más adecuadas a este tráfico de información. El mundo ha cambiado y la música con él. El mundo digital es una gran puerta, y, a nuestro entender, ahora nosotros los músicos tenemos la oportunidad de manejar nuestro propio trabajo. Sabemos que un producto como el nuestro no podría competir con el artista de reggaeton del momento, pero existe mediante internet la posibilidad de subir nuestro trabajo igual que cualquier artista de gran industria. Entonces sí que creemos que el mundo digital nos aporta una vitrina importante  a las bandas y músicos de todo el mundo.

¿Esto perjudica a las bandas que os dedicáis oficialmente a la música?

Esteban Matuke: No podríamos competir con un artista apoyado por la industria de la música, con miles de euros en promoción, pero si por lo menos nos da la oportunidad de mostrar nuestros trabajos. Creo que ayuda más que perjudica, ahora bien, el manejo y el resultado dependen de cada artista y de su producto.

Os salís de la tónica normal y habéis dejado la intro para el final del disco. ¿De quién fue esta idea?

Esteban Matuke: Para ser sinceros, no fue idea de nadie. En Spotify se reordena el orden del disco por orden de escuchas, entonces la intro ha pasado al último lugar porque la gente escucha más las canciones. En el Ep la intro está al principio.

Para terminar la entrevista, quería preguntaros. ¿Cuales son vuestros planes y perspectivas de futuro?

Esteban Matuke: Para nosotros, seguir tocando nuestra música ya es bastante objetivo. Mantenerse de pie y no perder figura como banda en estos tiempos es bastante trabajo, pero tenemos la ilusión de grabar nuestro primer LP, video, giras y en fin…, seguir el trabajo  que nos impusimos, y que nos llena de rock  eso que algunos llaman Alma.

Autor:  José Luis Pérez Redondo