0
Publicado el 9/03/2018 por ivan allué

ENTREVISTA A DANI BARALDÉS

“Espero que la gente despierte de la lobotomía en la que nos hallamos, que despierte y plante cara a la dictadura encubierta que estamos viviendo”

El gran Dani Baraldés es un guitarrista de Barcelona, muy inquieto en el mundo musical, incluso lo podríamos considerar hiperactivo. Pertenece actualmente a la formación Rulo y La Contrabanda, sin olvidarnos tampoco que forma parte de los MAMBO JAMBO de Dani Nel.lo y de muchos más proyectos, imposibles de enumerar en una introducción. A la gran mayoría os sonará por haber sido el guitarrista de EL FANTÁSTICO HOMBRE BALA durante la década de los 90, con los que grabó “Tierras de Cerdos” y “Estigmas”, junto a un EP en directo llamado “En Carne Viva”, que salió entre este par de trabajos, con lo cual, no cabe la menor duda de que es un guitarrista más que experimentado. Dicho esto, vamos a ver qué nos cuenta en esta interesante entrevista de José Luis Pérez Redondo.

Antes de nada, Dani, te quería agradecer el tiempo que nos prestas.

Gracias a vosotros por interesaros por mí.

¿Qué recuerdas de tu primera banda, IMPRESENTABLES?

Fuimos todos miembros del colegio los que formamos una banda de rockanrol. En esta formación era el cantante. En aquella época iba con tupé y fue muy divertido este tiempo en mi vida. Muchos me dijeron entonces que dejara de cantar para darle paso a otro, que era terriblemente malo.

Todos los que hemos pasado el umbral de los 40 años te recordaremos a principios de la década de los 90 por EL FANTÁSTICO HOMBRE BALA, pero, cuando creíamos que teníamos otro grupo que se posicionaría en el ranking de los grandes, nos decís que os separáis por tiempo ilimitado. ¿Se puede saber después de tanto tiempo la razón de esa decisión?

Nos deshicimos porque se nos acabó el contrato con la compañía discográfica EMI. Tuvimos un momento de incertidumbre como banda, que además fue propiciado por una fuerte discusión entre Morti y Sebas Delaware Munsee, que eran dos de los fundadores del grupo. Teníamos mucha presión, tanto interna como externa, y eso hizo que decidiéramos disolver la banda como tal. Viéndolo con la perspectiva del tiempo es una lástima, porque éramos un grupo con un futuro muy prometedor, teníamos un buen camino bien hecho. No se sabrá jamás hasta dónde hubiéramos podido llegar.

Esta formación era la unión de un par de bandas de Barcelona como eran MAGIA ANIMAL, de los que formabas parte, y de otro grupo como era DELAWARE, que no tiene nada que ver con la banda actual con el mismo nombre. ¿Compartirás algún día esas canciones de MAGIA ANIMAL?

Cómo bien has explicado en la intro, de ese colectivo de músicos salió parte de El Fantástico Hombre Bala. Por la parte de Magia Animal había unos temas muy divertidos que fueron compuestos, muy maqueteros, porque era una época muy loca, aunque poca cosa más. Éramos una banda de versiones, temas propios había muy poquitos. Tendré que buscar ese material, al menos para reírnos un poco.

Muchos te conocen como Pati. ¿De dónde viene ese apodo?

Tengo patillas desde que me salió pelo en la barba, y Pati viene de Patillas. A mí me gusta que me llamen por mi nombre artístico, que es Dani Baraldés, pero no deja de hacerme gracia ese apodo. Depende en qué lugares te muevas es interesante tener un alias, y no viene del todo mal que te conozcan por otro nombre.

Recordemos que, para proseguir la gira “Palosanto del 2014”, BUNBURY contó con tus servicios, ya que el mismo Jordi Mena te recomendó, al ser un “alumno directo”, mientras él se recuperaba de una intervención quirúrgica de visión. ¿Cómo viviste ser esos días con un artista de tal categoría?

Mi experiencia con Bunbury fue de absoluto aprendizaje. Es un equipo de primera división, quizás de los más grandes de España, con una proyección internacional tremenda. Ahí, lo único que hice fue disfrutar de lo lindo. Me trataron de maravilla en todo momento.

Ni mucho menos te has estancado en un estilo de música en concreto, pues te hemos visto tocando sonidos de los más diversos en tu dilatada carrera. ¿Hay algún estilo que no harías o de todo sacas su lado positivo?

Me he podido vestir siempre en diferentes estilos musicales, pero realmente me considero un músico de banda y mi área sería el Rockanrol, junto al Pop Rock, aunque he tocado muchísimo Rhythm And Blues, también algo de Jazz. Pero no soy músico de este estilo. No estoy en la liga de guitarristas virtuosos, quizás me gustaría que se me identificará en un papel de guitarrista de banda (salvando las diferencias) tipo Mike Campbell.  Sí, he podido defenderme delante de otros estilos que me han pedido; como por ejemplo Country, Heavy, Grunge, etc. He tenido recursos para defenderme en diferentes situaciones que ha requerido mi papel.

Tenía entendido que hubo un tiempo en que tenías un proyecto personal llamado D2, que estabas componiendo poco a poco con la ayuda Jordi Prats. ¿Veremos algún día publicado esto?

Fue un proyecto instrumental que tenía con un saxofonista, Jordi Prats, como bien has dicho, que realmente ha sido la antesala a muchos años atrás, de lo que acabaría siendo Dani Baraldés y La XXX Band.

Aunque llevas en esto desde bien joven batallando, hace relativamente poco tiempo te has decidido finalmente a grabar un primer disco bajo tu nombre, en compañía de la XXX Band, que cuenta también con tres primeras figuras del rock que se factura por estas tierras. ¿Harás más trabajos como este o simplemente fue un capricho?

Este grupo es mi carrera personal, que siempre está activa. Saqué este disco porque necesitaba mostrar la cara más íntima y por necesidad vital. ¿Cuándo grabar el siguiente? Pues eso depende del calendario, sí me lo permite. Este año lo tengo muy apretado entre grabaciones y bolos. Seguramente lo voy a estar gestando para el 2019. Todo depende del tiempo del que disponga, que no siempre es el suficiente.

Siempre te encontramos en casi todos los  trabajos discográficos, tanto de Morti como de Dani Nel.lo. ¿Tienen preferencia ellos ante cualquier otro proyecto?

No tienen preferencia ellos, simplemente que con ellos tengo una amistad desde los 15 años, y unas afinidades artísticas que nos han venido bien para desarrollar distintos proyectos.

No eres autodidacta como muchos de tus colegas de profesión. Tengo entendido que estudiaste en el Aula de Música Moderna y Jazz de Barcelona, hasta completar el grado medio, además de tener la titulación de grado superior de la Escuela Superior de Música de Cataluña. ¿En qué punto se encuentra tu aprendizaje? ¿Has seguido estudiando música?

Titulación tengo esta que has nombrado, aunque soy una mezcla de músico con graduación académica y autodidacta a la vez… creo que como muchos músicos… a la larga todo suma.

¿Alguna vez has contado el total de canciones que has compuesto o has dejado tu impronta?

Pues en el tema de la composición probablemente no he sido a veces lo suficientemente reconocido. Tengo una espina clavada, pues no siempre he aparecido en los créditos, ni ha sido reconocida mi aportación en muchos sitios que he estado. A veces es un poco complejo poner en un papel el porcentaje de participación, pero bueno, como tal tampoco me considero que sea un compositor, aunque he hecho muchos arreglillos para canciones. Este un tema pantanoso, con la edad se va aprendiendo de los errores.

Tuvimos una buena noticia a principios de esta década, pues volvió el FHB a los escenarios. Volvisteis para quedaros y tú tomaste lo mandos de la producción en su último trabajo. Ahora, hace poco tiempo, nos enteramos que tú abandonas el barco, con lo cual solo quedan dos de los componentes originales en sus filas. ¿Te volveremos a ver con ellos o has dejado la banda definitivamente?

FHB volvimos porque necesitábamos saldar una deuda que teníamos y hacer un disco que nos pareciera que sonara muy bien, para hacer justicia a lo que hicimos en el pasado. Hice la producción, que creo que es un trabajo muy complicado, y creo que quedo muy bien el disco que hicimos. Estoy muy contento. La agenda que tengo actualmente no me permite estar con ellos, con lo cual les propuse que no quería ser una carga para ellos y realmente yo no puedo tirar más del carro. Les dije que se cogieran un guitarrista para seguir, que el día que yo pudiera me reincorporaría, pero por el momento ‘seguid vosotros porque tengo otras prioridades’. Así de fácil, pero es lo que hay.

Ahora, la mayoría de tu tiempo se lo lleva Rulo y La Contrabanda, con los que has grabado todos los trabajos discográficos que tienen publicados hasta la fecha. ¿Qué supone para ti tocar en una banda de esta talla?

Tocar con Rulo y La Contrabanda es una enorme satisfacción. Yo he estado desde el principio con él, soy el director musical de la banda. Llevamos ya 8 años en este proyecto. Ahora estamos en plena gira de teatros. Somos una familia con mucha gente trabajando, un equipo cojonudo.

Musicalmente eres un guitarrista con un gusto exquisito. Los hay que tocan más rápido o más técnico, pero no tienen ese talento para hacer canciones tan hermosas, pues hay muchos virtuosos y luego no te transmiten nada en especial. Se nota que disfrutas con toda tu profesión. ¿Solamente tocas la guitarra o lo compaginas con otras tareas?

Te agradezco mucho todos los cumplidos que me haces. Yo solo te quiero decir que ahora mismo el nivel musical que hay por todos lados es increíble, tienes muy buenos músicos para fijarte por todos lados.

¿Hay algo que todavía tengas pendiente hacer en el mundo de la música?

En la música me queda todo por hacer, o realmente muchísimo. Si algún día digo que no me queda nada por aprender o por hacer, estaré absolutamente acabado (Risas).

Para finalizar, creo que es recomendable dejarte un espacio a ti, para que hables de lo que te apetezca, por si ha quedado algún aspecto que quieras destacar en el tintero.

Pues espero que la gente despierte de la lobotomía en la que nos hallamos, que despierte y plante cara a la dictadura encubierta que estamos viviendo. A ti, personalmente, muchas gracias por la entrevista y por haber contado conmigo para vuestra revista Metalcry, que sigáis para adelante y… ¡nos vemos en la carretera tío!

¡¡Muchas gracias!!

Autor: José Luis Pérez Redondo

Foto de cabecera: Fran Cea Photography